Cerca de 26,5 mil personas se han sumado a la iniciativa, que difunde a través de una comunidad de facebook

  • Cada día corta la luz en su establecimiento de 20:00 a 20:05 horas en señal de protesta

Miguel Pastrana regenta desde hace 15 años un pequeño negocio en la calle Jara de Carmona. Cuando lo cogió era un videoclub, aunque poco a poco las películas fueron desapareciendo y se transformó en lo que el propio comerciante define como una «tienda de desavío, de barrio». En ‘An k Pastrana’ tienen alimentación, chucherías, entre un largo etcétera.

Pero lo que está haciendo que este pequeño comercio haya adquirido relevancia ha sido la iniciativa de su dueño para protestar por la subida del precio de luz, bajando el diferencial de su local durante unos minutos cada día. Puso en marcha un grupo de Facebook, con el nombre de Apagón Carmona, confiando en que otros negocios del municipio se sumaran. Pero la cosa ha ido mucho más allá y ya tiene a cerca de 7.000 seguidores, comerciantes y vecinos, que están secundado su idea ya como Apagón España.

Explica que lo que le hizo reaccionar fue la factura de la luz que le llegó en el mes de junio: 400 euros, casi 100 más que en el mismo mes del año anterior y a pesar de que, ya preocupado por las noticias sobre las subidas del coste de la electricidad, ponía lo mínimo el aire acondicionado. Por aquellos meses todavía se podía aguantar el calor. «¿Cuándo llegue julio y agosto qué va a ser?», recuerda que se preguntó. Creó entonces Apagón Carmona y lo mandó a sus contactos de facebook. Empezó a retransmitir en directo por su cuenta el momento en el que baja el botón de cuadro de luces. Lo sigue haciendo cada día.

Pero las adhesiones llegaron de otras provincias, incluso de las islas, explica. También entraron en contacto con él desde Marmolejo, el municipio jiennense de 7.000 habitantes en el que el propio Ayuntamiento está respaldando ese tipo de apagones reivindicativos. Inicialmente, comenzó «bajando el automático» de 21:45 a 22:00 horas; luego de 18:00 a 18:20 de la tarde. Ahora, esos cortes programados son de 20:00 a 20:05 horas, de acuerdo ya con la extensa comunidad de Apagón España.

Según explica, su protesta es «contra las eléctricas», para que «la luz tenga un precio digno» y que haya una empresa pública que garantice lo que tiene claro que es «un derecho, una necesidad» que no puede fluctuar de precio como si se tratase de un producto de lujo, pero opcional y no necesario para el día a día.

También asegura que tiene especialmente en mente a las familias que lo han pasado mal durante la pandemia, asegura que ha intentado colaborar con algunas desde su negocio, y ahora se enfrentan al problema del precio de la luz. «Cómo es posible tener a una persona de 80 años pendiente de poner una lavadora a las doce de la noche», se pregunta sin hallar un sentido: «La luz no es un ferrari». 

Fuente: Diaria Sevilla